CLUB ATLETAS CANINOS 2.0




Vaya al Contenido

Menu Principal:

Botiquín del perro

Artículos > Rincón veterinario

Es deseable que nuestro perro no sufra ningún accidente y para ello debemos tomar precauciones, pero muchas veces es inevitable y para que no sea un mal mayor, debemos tomar ciertas precauciones:

- Tener siempre el teléfono de nuestro veterinario de urgencias
- Si viajamos, antes del viaje, buscar los veterinarios más cercanos a nuestro destino
- Tener un botiquín con el contenido mínimo para atender los problemas más frecuentes

EL BOTIQUÍN O BOTI CAN DEBE CONTENER:

-
Carbón activo para tratar un envenenamiento: tu veterinario te indicará la dosis que debes administrarle en caso necesario.
-
Una loción de aloe para tratar quemaduras leves.
-
Betadine para desinfectar las heridas.
-
Aspirina para la fiebre o calmar dolores: media pastilla de 125mg por cada 5kg de peso del perro. (Consultar veterinario)
-
Agua oxigenada (solución al 3%) para provocar el vómito en caso de que ingiera algo tóxico: Una cucharada por cada 8kg de peso del perro.
-
Crema hidrocortisona, sin receta, para tratar inflamaciones leves.
-
Loperamida para la diarrea y para otros trastornos digestivos: 1 cápsula por cada 10-20 kg de peso, 2 cápsulas por cada 21-40 kg de peso y 3 cápsulas por más de 40 kg.
-
Suero para ojos y nariz (sin antibiótico, recomendamos monodosis) para limpiar ojos y/o fosas nasales.
-
Dacortin: es un corticoide muy útil en caso de reacciones alérgicas o inflamaciones graves. Usar siempre por prescripción veterinaria.
-
Polvos de aluminio (ej. aluspray)para ayudar a cicatrizar la herida
-
Vendas estériles.
-
Compresas estériles.
-
Limpiador de oídos.
-
Esparadrapo.
-
Toallitas húmedas.

En principio con esto sería suficiente y esperamos que nunca tengáis que usarlo pero más vale prevenir que curar.

La maniobra de Heimlich en perros:

La maniobra de Heimlich ha permitido salvar a numerosas vidas caninas como humanas.
Esta maniobra se lleva a cabo cuando tiene algún objeto que bloquea las vías respiratorias superiores.
Al presionar en la parte anterior del abdomen, justo debajo de la zona en la que las costillas empujan el diafragma, hacia arriba contra los pulmones, se crea una súbita presión que suele expulsar el objeto.
En una emergencia,es una técnica, muy eficaz.


Para realizar la maniobra de heimlich colóquese de pie detrás del perro con las piernas separadas y rodee con los brazos su abdomen, levántele las extremidades posteriores hacia su pecho, apriete el abdomen y dele una suave sacudida.



Si el perro es pequeño, puede levantarlo completamente del suelo. En el caso de un perro grande, levántele las patas traseras, manteniendo en el suelo las delanteras, como si se tratara de una caretilla.
Para realizar bien la maniobra se necesita fuerza, de modo que no se preocupe por presionar demasiado fuerte, La vida de su perro está en juego.

Regreso al contenido | Regreso al menu principal <